Suc. Montejo: 999 195 1407 Suc. Héroes:999 688 4102 Suc. Américas: 999 688 03 07

Distemper o Moquillo canino

Imagine usted, que en la humanidad se desatara una epidemia,  una terrible enfermedad que atacara principalmente a niños, jóvenes y uno que otro adulto, empezando con un poco diarrea y vómitos eventuales, los cuales mejorarían durante algunos días para luego recaer con un malestar parecido a una gripe muy fuerte, con mucha tos,  secreción abundante en los ojos (legañas) y en la nariz , dolores de cabeza, fiebre de hasta 40º C , casi en todo el día, con todos los malestares que esto implica.

 

En poco tiempo empezarían a  salir erupciones en la piel, las cuales dolerían mucho al solo tacarlas, la piel de la planta de los pies empezaría a engrosarse y se tornaría sumamente dolorosa haciendo que el caminar fuera un martirio, en pocos días vendría  lo peor, al afectarse el sistema nervioso central (cerebro y medula espinal),con algo llamado hipersensibilidad sensorial, donde molestaría todo, el ruido, los sonidos, el frió el calor, el solo hecho de que nos tocaran dolería y nos alteraría, en algunas personas les afectaría el nervio óptico, al principio provocando que les lastimara la luz (fotofobia) para acabar quedando ciegos, al atacar  otros nervios   quedarían sordos, con temblores violentos , como si tuviera mucho frió, también en algunos casos provocaría  “tic´s” nerviosos con contracciones que aumentarían cada día, en la cara, los brazos o piernas, tan violentas que llegaría el momento que impedirían dormir, comer, caminar, pararse, además, la desesperación de estar perfectamente conciente y no poder contrololarnos.

En otros casos se presentaría debilidad para caminar que acabaría con parálisis de ambas piernas, otros mas padecerían convulsiones, muy  violentas y frecuentes (hasta 10 en un día), incluso cuando el virus atacaba ciertas áreas de cerebro ocasionaba ataques repentinos de ira y agresividad, en otros accesos de desesperación con una comezón tan terrible que la gente se llegaba a mutilar partes del cuerpo.

Los que tendrían mas suerte morirían en 10 días, pero algunos podían durar meses enfermos, con periodos de mejoría seguidos de recaídas. Al fin después de este terrible sufrimiento vendría piadosa la muerte.Si se buscaba atención, los médicos llenos de frustración explicarían a los familiares de los enfermos, que en este terrible mal solo se podían sobrellevar los síntomas durante un tiempo, pero que al final era casi seguro que la enfermedad vencería.

Los científicos descubrían que el causante de este apocalíptico mal era un virus llamado “paramixovirus”, se transmitía por el aire, y las secreciones de enfermos (tos estornudos etc),  que una vez que entraba al organismo, no se podía hacer casi nada,  pues por su naturaleza este virus ataca y destruye los glóbulos blancos que se encargan de formar las defensas  y proteger al organismo. De cada 100 personas que se contagiaran solo sobrevivía una o dos, en muchas ocasiones dejando secuelas permanentes y  graves en el sistema nervioso.

Afortunadamente el 70% de la humanidad era resistente, pero no había forma practica de saber quien lo era y quien no.Por fortuna descubrirían como de prevenir este terrible mal, al elaborar una vacuna con una efectividad casi del 100 %.

Este debería ser el fin de la pesadilla o…  ¿Cree usted que alguien no quisiera vacunarse?  ¿O no le diera importancia a prevenir esta enfermedad? O lo que es peor ¿Qué alguien  por “decidía” no se vacunaría  él, o a sus seres queridos?, Probablemente pasaría, pero seria muy remoto.Suena como una verdadera historia de terror ¿verdad?. Tal vez en este pequeño relato usted pudo imaginar un poco, como seria este mal y el terrible sufrimiento que ocasionaría. ¡ Ahí esta¡

Desgraciadamente, ¡ este terrible mal existe ¡, su nombre es  Distemper, Enfermedad de Carré, o mejor conocida como “Moquillo Canino”  y como su nombre lo indica es una enfermedad que (gracias a dios) solo afecta a los perros y otros miembros de la familia canidae   ( lobos, coyotes, chacales, hurones,osos )  todos los síntomas que describimos son los que pueden padecer los perros que contraen la enfermedad, y si ellos son mucho mas resistentes que nosotros al dolor (o mas bien lo manifiestan diferente) no quiere decir que no les duela o que no se sientan mal, desgraciadamente por esto ultimo, mucha gente le resta importancia a las enfermedades en los perros , porque “suponen” que no “sienten”.En algún viejo libro sobre clínica canina, se refieren al Moquillo Canino como la enfermedad de “las mil caras” y esto es porque depende el área del sistema nervioso que ataque serán los síntomas que se manifiesten, así puede ocasionar convulsiones, parálisis, tics nerviosos (mioclonos), ceguera, sordera, agresividad, auto mutilación, uno  o varios de estos signos al mismo tiempo. También se hace la siguiente  comparación “El moquillo en los perros es como si en un humano se presentara gastro enteritis, neumonía, conjuntivitis, dermatitis y encefalitis al mismo tiempo”, cada una de estas enfermedades es grave,   ¡ imagínese todas juntas ¡. En este mismo libro donde se refiere al pronostico dice lo siguiente “Cuando el virus del moquillo ha invadido el sistema nervioso existen tres opciones,   dejar que la enfermedad siga su curso, hacer un tratamiento de sostén, o sacrificar al animal”.

Como ya mencione era un libro viejo, pero desgraciadamente las cosas no han cambiado mucho, no existe un tratamiento especifico para esta enfermedad, realmente se ha intentado de todo, y ningún tratamiento da resultados constantes, incluso en algunos perros que parece que se han recuperado, semanas o meses después presentan recaídas graves que requieren sacrificar al animal.

Si el virus contagia a un perro no vacunado, pueden suceder dos cosas:1) Si es resistente al moquillo en forma natural (como sucede en muchos perros “callejeros”) solo tendrá signos muy leves (y a veces ni eso) ya sea respiratorios o gastro intestinales, pero su organismo creara  anticuerpos (defensas) que eliminaran  la enfermedad, y ni siquiera nos daremos cuenta que lo que tenia era moquillo.2) Si el perro es susceptible depende del grado de susceptibilidad, si es alto enfermara de inmediato, si no lo es tanto, solo enfermara si su sistema inmunológico se ve comprometido o sea que si algo le baja las defensas el virus aprovechara para atacar, por eso en época de frió es cuando se ven mas casos de moquillo, pues este virus entra principalmente por las vías respiratorias y cuando hace frió, estas se irritan con mas facilidad y el virus puede diseminarse rápidamente.

Pero ¿por qué no existe un tratamiento que sea eficaz en contra del moquillo?
Como ya mencionamos, es un virus que tiene una replicación intracelular, esto es se replica dentro de las células, y unas de las mas afectadas son los glóbulos blancos que se encargan de formar los anticuerpos (defensas) del organismo, así que cuando la enfermedad se manifiesta en su totalidad, las posibilidades de que se elimine el virus son muy bajas, y cuando se hacen análisis sanguíneos (hemogramas) una de las características mas frecuentes es una leucopenia (valores de glóbulos blancos mas bajos de lo normal)El tratamiento que se hace en esta enfermedad busca principalmente que el perro este en las mejores condiciones posibles para que así tenga mas oportunidad de formar defensas y eliminar el virus, se hace un “Tratamiento  de sostén sintomático”, o sea tratamos de sostenerlo en las mejores condiciones, tratando de mejorar los síntomas que vaya presentando, desgraciadamente cuando se empiezan a manifestar daños en el “Sistema Nervioso Central”, la gran mayoría de ellos son irreversibles

¿Qué hacer?

Cuándo atendemos a un perro con Distemper y explicamos todo lo anterior a los dueños, muchos de ellos se sienten muy culpables, ¿y sabe una cosa? ¡Tienen razón¡  lo peor que le puede pasar a un perro no es que lo atropelle un auto,  o que lo envenen, lo peor es que enferme de Moquillo, pues muy pocas enfermedades infecciosas duran tanto tiempo y causan tal deterioro y desesperación, no olvidemos que ellos están concientes en todo momento.

Y ¿cómo no sentir culpa? Si se puede evitar  tan fácilmente, pues ya mencionamos, casi todas las vacunas para prevenir el moquillo son muy seguras y es sumamente raro (al menos yo nunca lo he visto) que un perro que ha sido vacunado anualmente llegue a enfermar de este que sin lugar a  duda es  “ÉL MÁS TERRIBLE DE LOS MALES”.

El cuidado y atención de tus mascotas es tu responsabilidad, recurre siempre a profesionales, Médicos Veterinarios en pequeñas especies Titulados, desgraciadamente existen muchos charlatanes que te ofrecen vacunas u otros servicios que solo los Médicos Veterinarios están capacitados para  realizarlos.

¡NO PONGAS EN PELIGRO LA VIDA DE TU MEJOR AMIGO!